|
jahiren_noriega1

En el próximo 11 de abril el pueblo ecuatoriano acude a las urnas por segunda vez en 2021. La primera fue en el 07 de febrero, ocasión en la cual se celebró la primera vuelta da las elecciones presidenciales y elecciones parlamentarias para la asamblea nacional. En la primera vuelta , Andrés Arauz, 37 años, representante del correísmo y Guillermo Lasso el representante de la banca, fueran los ganadores. Este último en una intensa disputa con Yaku Pérez del movimiento Pachakutik.  Veremos a seguir como el suceso de octubre de 2019 del levantamiento de los indígenas impactó de manera surprendiente los resultados del primer turno, inclusive en las elecciones parlamentarias.  

Para analizar el panorama político de Ecuador, el Observatorio Internacional del Psol – Partido Socialismo y Libertad, entrevistó a la diputada Jahiren Noriega Donoso, recién elegida para la Asamblea Nacional, en la lista del partido Revolucion Ciudadana, por la provincia de Pichincha en Quito. Jahiren tiene 23 años, es militante feminista, fue dirigente estudiantil de su colegio em el secundario y hoy estudia Sociología en la Universidad Central de Ecuador donde fue líder estudiantil y estuve al frente de las  luchas en contra de los recortes presupuestarios impuestos por el Gobierno de Lenín Moreno en salud, educación y en los servicios sociales. A su criterio ,Lenin Moreno ha traicionado el proyecto político del nuevo progresismo de la revolución ciudadana encabezada por Rafael Correa. Jahiren Noriega fue parte de las movilizaciones de la Universidad Central de Ecuador en octubre de 2019 cuando de los levantamientos indígenas.

Como usted ve el escenario antes los resultados de las elecciones una vez que la primera vuelta fue bastante polarizada?

A pesar de nosotros, la Revolución Ciudadana, que no hayamos ganado en primera vuelta no significa que el país no haya ganado quando ha rechazado ampliamente una propuesta neoliberal. Se sumamos el porcentual de votación que tuvo Unión por la Esperanza, que es la candidatura de la Revolución Ciudadana, con Andrés Arauz; más los resultados que sacó Izquierda Democrática; más los resultados de Pachakutik, que es el partido del movimiento indígena del país. Si sumamos estas tres fuerzas nos da una mayoría que es ampliamente antineoliberal. El voto que se dio en 7F es un voto de rechazo al pésimo manejo que tuvo de la crisis sanitaria. El Gobierno ecuatoriano y las elites priorizaran pagar los intereses de la deuda externa a destinar recursos adicionales a la salud en medio a la peor crisis sanitaria que este país ha vivido.  Pero también fue un voto de rechazo a un neoliberalismo que tiene un corte profundamente autoritario, las movilizaciones del 2019 fueron duramente reprimidas y tuvimos 11 muertos por las fuerzas del estado.

¿En la segunda vuelta como se comportan los candidatos de Pachakutik y de Izquierda Democrática?

Nosotros apuntamos a cautivar a los votantes de ellos dos, una vez que son votantes de proyectos políticos progresistas y por eso creemos que los votantes de Pachakutik y los votantes de Izquierda Democrática no votarán por Guillermo Lasso.  Pero ya en esta primera vuelta se eligieron, además del presidente y vicepresidente, a los parlamentarios de la asamblea nacional en la cual logramos establecer una mayoría con un bloque importante de asambleístas al igual que Izquierda Democrática y Pachakutik. O sea, si sumamos los diputados de Unión por la Esperanza, con los de Izquierda Democrática , mas los diputados de Pachakutik , si se puede lograr unas alianzas para legislar en favor de la gente, las leyes económicas y sociales que necesitamos en estos momentos de reestructuración económica.

¿Como usted ve la ubicación de Ecuador en la situación de latino América y como la posible victoria de Araúz puede influenciar en este sentido?

La revolución ciudadana como proyecto político es un proyecto que se piensa también en términos de solidaridad internacional. Nosotros estamos convencidos de las iniciativas importantes como unasur. Nuestra política internacional en caso de vitoria será una política de unidad regional, por que sabemos que atuando em bloque en un mundo dividido entre centro e periferia, sabemos que negociamos en situación no muy favorable de negociación en respecto a otros bloques. Creo que es muy importante, con la vitoria de Luis Arce en Bolivia, con el Presidente Alberto Fernandez en Argentina y seguramente em Brasil y con los compañeros que se encuentran en Chile. Creo que con los esfuerzos de integración podamos salir juntos de esta crisis que no solamente es económica y sanitaria, sino que en países como ecuador se ha convertido en una crisis humanitaria.

¿Como usted ve el papel de las mujeres en Ecuador en estos momentos?

Me parece muy importante eso. El país ha dados grandes pasos en cuanto a distintas leyes de paridad; nuestra asamblea llega a ser conformada casi por un 50% de mujeres en el bloque de la revolución ciudadana más de 50% somos mujeres y eso es un gran logro! Y eso es reflejo de los nuevos momentos que Ecuador, la región y el mundo están viviendo. Es un momento  em que estamos diciendo que no queremos un mundo que se constituya sin nosotras, cuando nosotras somos prácticamente 50% y no logramos ser parte, de forma paritaria, de la toma de decisiones de los Estados. Tenernos un bloque, en la revolución ciudadana, mayoritariamente conformado por mujeres (mujeres) es un paso importante. Pero el hecho de tener (19) mujeres en el poder no necesariamente significa avances en nuestros derechos y en nuestras agendas de reivindicaciones históricas . En estos momentos tenemos una mujer en la vice presidencia del país que no responde a los intereses de las mujeres ni a los del pueblo ecuatoriano. Lo mismo se puede decir de la ex – ministra de gobierno que se decía feminista, pero, fue la mujer que estuve al mando de la represión de octubre de 2019. O sea , no basta que mujeres lleguen al poder, pero si es importante que estas mujeres tengan una lente feminista que les permita legislar con perspectiva de género o elaborar políticas públicas con perspectiva de género y ahora más que en cualquier otro momento gobernar con perspectiva de genero una vez que por la pandemia las mujeres son las mas afectadas entre los desempleados , las mujeres sufren más por el desempleo, los índices de vulnerabilidad so n mayores entre las mujeres. ¡Por lo tanto, hoy más que nunca precisamos de una política progresista y feminista!

¿Y cómo ve el proceso de las luchas indígenas?

Yo creo que los indígenas han cumplido un importante papel en Ecuador, del mismo modo que los mineros en Bolivia y los jóvenes de Chile. Las movilizaciones en las calles además de denunciar a los golpes y exigir cambios han producido vitorias electorales importantes. ¿Como usted ve el papel que ha cumplido la movilización indígena de 2019 en relación con estas elecciones en Ecuador?

De hecho desde que el gobierno empieza a golpear a la gente en favor de las cámaras empresariales de este país. Digamos que cuando ocurrían distintos recortes de las movilizaciones sociales, no solo de indígenas si no que de estudiantes, de mujeres y de trabajadores, dió como una ante sala a lo que fue octubre de 2019. Ocurrieron varias movilizaciones antes de que estallara octubre del 2019 y a partir de eso logramos frenar que ingrese a la asamblea nacional una ley económica que hubiera sido nefasta para el país. Y es a partir de estas movilizaciones que ahora el movimiento indígena tiene esta gran acogida a nivel electoral. Mi hipótesis es que sin los acontecimientos de octubre , el Pachakutik no tendría la votación que históricamente ha tenido, que ha sido una votación reducida por que lamentablemente seguimos siendo un país racista. Pero sin embargo al día de hoy son una fuerza política muy importante que estuvo a poco de pasar a la segunda vuelta y eso da cuenta de que la gente de este país valora a quienes estuvieron dentro de las movilizaciones de 2019.

¿Que recado tienes a los brasileños y brasileñas considerando el gobierno que tenemos?

Creo que señor Bolsonaro es un atentado al mundo, no solamente a Brasil, con una política que raya en el fascismo y creo que, en este sentido, no nos queda más que no perder la esperanza. Si bajamos los brazos, si nos rendimos, si normalizamos esa forma de hacer política y si normalizamos estos liderazgos en la política, no tendría sentido que estuviéramos a ca ni siquiera tendría sentido que estuviéramos teniendo esta conversación. Pero la tenemos por que tenemos esperanza, la tenemos porque hay grandes líderes en Brasil y yo creo que es momento también de que las nuevas generaciones hagán frente a políticos como Bolsonaro. Estoy segura que en Brasil  hay la calidad de políticos y de jóvenes para darle la pelea a proyectos fascista como el del señor Bolsonaro y siempre saberán que tienen a Ecuador como un aliado!

Veja também